Superisla: ¿solución a los problemas de movilidad urbana?

¿Cómo conjugar peatones, usos sociales, tráfico rodado y ciclistas? Ésta es una de las grandes preguntas que se hacen muchos consistorios en la actualidad. Coincidiendo con la Semana Europea de la Movilidad, que se celebra del 16 al 22 de septiembre, desde Nuroa repasamos algunos de los sistemas que los ayuntamientos emplean para tratar de mejorar la movilidad urbana y el uso social de los barrios. Uno de ellos son las superislas, una apuesta de integración que Barcelona ha puesto en marcha de forma experimental.

-. ¿Qué es una superisla?

El concepto superisla hace referencia a una agrupación de islas de viviendas tradicionales. Pretende redefinir el espacio público como espacios habitables, espacios comunitarios, territorios de extensión residencial y ámbitos de juego. La idea es potenciar la vida local de los barrios replanteando los roles de las calles y fomentado la interacción y el agrupamiento social.

-. ¿Funciona el modelo de superisla?

De momento, en Barcelona, la única ciudad española que ha puesto en marcha este proyecto, se ha implementando una superisla experimental en el Poblenou (distrito de Sant Martí) con resultados desiguales. En un principio, la mayoría de vecinos (87%) rechazaron el proyecto y se creó una plataforma de afectados que denunció que se había perdido espacio de circulación y no se había ganado un espacio de calidad para niños o peatones. También se criticó que la redistribución de los autobuses no funciona y que se ha perdido el uso de espacios públicos. Por todo ello, se llegó a impulsar una campaña en Change.org para exigir al ayuntamiento que hiciera marcha atrás. De momento, sin embargo, el consistorio de Colau no tiene previsto hacerlo y prevé la creación de superislas en prácticamente todos los distritos de Barcelona. Además, esta semana se ha dado a conocer que este proyecto se encuentra entre los 25 finalistas de los premios C40 Cities Bloomberg Philanthropies Awards 2017, unos galardones que reconocen los proyectos más ambiciosos e innovadores para plantar cara al cambio climático.

-. ¿Cómo ha influido en el precio de la vivienda?

Un año después de su puesta en marcha, la superisla del Poblenou  no ha tenido un impacto directo en la vivienda. Los precios inmobiliarios han subido prácticamente al mismo ritmo en que lo han hecho en el resto del barrio, una zona afectada por el fenómeno de la gentrificación y la presión turística, ya que se encuentra muy cerca de la playa. Además, el Poblenou es una área con predominio de empresas del sector tecnológico y de las start-ups, algo que también contribuye a la revalorización de los precios.

Comments Closed