Cómo pintar una habitación

¿Cómo pintar una habitación?

Tras la compra de una vivienda una de las decisiones a la que más tiempo dedicamos es elegir cómo decorar nuestra casa, y en concreto, cómo pintar una habitación. Aunque a lo largo de nuestro paso por nuestro hogar le damos un aspecto diferente con la pintura, siempre es un aspecto que pensamos concienzudamente.

Y no es para menos, una estancia según como esté pintada nos podrá ayudar a parecer visualmente más grande, darle más luminosidad, sacar el máximo partido al espacio, determinar nuestros gustos… Hoy queremos ayudar a decidir cómo pintar tu casa con estas técnicas diferentes.

60-30-10. Cuando dudamos entre varios colores que combinan entre sí, lo mejor es optar por la regla 60-30-10. Estas cifras hacen referencia a porcentajes en relación con los colores que queremos utilizar. Generalmente el 60% siempre suele ser un color muy claro puesto que es el que más va a predominar; suele ser el blanco o beige y de este modo la habitación tendrá más luz y se verá más grande. El 30% hace referencia a un color que queremos que sea protagonista; que resalte y sea el que determine el color de la habitación, pero que a su vez pueda combinar perfectamente con un 10% de otro color. Importante, el contraste debe ir de la mano con la armonía.

Cómo pintar una habitación : 60-30-10

Rayas. Tanto para aquellos que les resulte imposible elegir un solo color y que quieran hacer visualmente la habitación más amplia, les recomendamos una técnica: las rayas. Pintándolas de forma horizontal conseguirás que el cuarto se vea más alto, mientras que si optas por las rayas verticales le darás, visualmente, más anchura. ¿Cómo hacerlas? Si tu pared es estucada te recomendamos que no lo hagas al menos que la dejes previamente lisa ya que es muy difícil hacer líneas rectas en una pared con gotelé. Otra opción es optar por el papel pintado y que éste sea a rayas. Lo ideal es combinar el color blanco o beige con el tono protagonista de la estancia.

Cómo pintar una habitación con rayas

Combinar paredes. Una forma más simple de pintar un cuarto pero que siempre resalta un color concreto es la de combinar paredes. Generalmente se hace pintando una pared de una tonalidad más intensa u oscura mientras que las otras tres restantes se decoran en colores claros. La pared de mayor intensidad es conveniente que sea la que tenga el foco principal de interés del cuarto; es decir: la cama, armario, escritorio y estanterías, mueble del salón, mesa del comedor…

Cómo combinar color de paredes

Medias paredes. También puedes optar por la anterior técnica pero al revés, es decir, pintar medias paredes. Esta forma de decoración es ideal para habitaciones pequeñas ya que visualmente conseguimos que se vean mucho más grandes. Lo mejor es elegir un tono más intenso del suelo hasta la mitad y pintar de blanco o beige hasta llegar al techo. Para separar los dos colores, puedes optar por poner una cenefa o moldura.

Cómo pintar una habitación Media Pared

Papel y pintura. Y un clásico que nunca ha dejado de utilizarse es el de empapelar las paredes. Sin embargo, a diferencia de antes que sí que se ponía papel en toda la estancia, te recomendamos que lo combines con pintura en el resto de paredes. Aprovecha para elegir un papel vistoso, con algún dibujo atractivo o con colores difíciles de encontrar en pintura y ponlo en la pared más vistosa del cuarto.

Cómo pintar una habitación con Papel¿Cómo pintar una habitación?

Laura Crusellas de Tumanitas.com nos da estas ideas para decorar tu hogar. ¿Se te ocurren más?

Fotos © Pinterest

Comments Closed